TRIATLÓN ESTEPONA 2014

Llego el gran día para nuestra deportista, 17-8-2014, en el que se había propuesto debutar en su primer triatlón y aunque los días previos hubo ciertos nervios al final se decidió a lanzarse a su gran reto.

Eran las 8 de la mañana cuando llegaba a Estepona para la recogida de dorsal y preparar todo para la salida. El primer día de boxes fué como siempre un caos, cientos de participantes a la vez, colas y nervios. Llega el momento de la entrada a revisión de material y el primer problema, los jueces consideran que el tapon de manillar que tiene su bicicleta necesita tapar una forma que posee, ufff, más nervios...... Al final consigue pasar el control e intentar dejar todo pero no sin ciertas prisas pues la salida de las 9 ya se dió y había que dejar todo antes de que llegara el primer competidor o si no "problemas", pero objetivo cumplido no sin algun que otro percance.

Cuando vamos a la playa y se va colocando el neopreno, se puede ver que el mar va embraveciendose y el levante hace que haya gran resaca con grandes olas, toca el momento de calentar un poco y comprobar que el mar está muy mal, pero esto no es suficiente para no conseguir lo que se viene a hacer.

Llega la charla previa y salida. Se mete sin miedo a darlo todo con una agua que sin ser su fuerte tampoco se lo pone facil, pero con gran esfuerzo y bastante agua en el estómago acaba la natación y va hacia T1, transición buena, relajada y asegurando todos los pasos que debe cumplir y salida hacia sector ciclista. Aquí es donde realmente se va encontrando mejor y se va viendo como adelanta a participantes, esta es la parte fuerte y hay que aprovechar. Sector de 20 kms con 4 vueltas y una cuesta que va colocando a cada uno en su sitio, mientras nuestra competidora a lo suyo, llegando T2 donde esta vez más rápido se prepara para el último segmento de carrera, donde afronta los últimos 5kms de carrera que con buen ritmo consigue completar y "FINNNNNNNNNNNNN", ya tenemos su primer triatlón finalizado y contenta por las sensaciones.

 

Ya esta pensando en su siguiente reto, esto parece que no ha hecho nada más que empezar.

 

LANZAROTE 2014

 

Después de un 2013 con poca participación en pruebas, este año he retomado la competición con un reto bastante ambicioso, el IRONMAN LANZAROTE. Tras un comienzo en el deporte de competición en Triatlón 2002 hasta 2007, me introduje en el mundo de los Raids de Aventura , deporte que me comenzó a aportar un carácter diferente a mi manera de ver las competiciones y a la superación de uno mismo. En 2013 después de algún que otro arrebato de locura, se me ocurrió lanzarme a por esta competición y así retomar de otro punto de vista la modalidad del Triatlón.

En esta sección os iré comentando cómo van mis entrenamientos, que evolución se va produciendo y cómo se va acercando la competición y el objetivo previsto.  Que ¿puede que haya sido demasiado ambicioso para una prueba tan dura? Lo iremos viendo juntos...

En Octubre comienza la andadura en la que he ido desarrollando una base sólida de entrenamientos encaminados a la preparación inicial para esta competición. He oído mucho acerca del tiempo necesario para preparar un IRONMAN, un año, 2 años, etc... Creo sinceramente, que con la base deportiva que obtuve durante las competiciones para las que en años anteriores me he preparado, han dejado unos pilares básicos y bastante sólidos para poder preparar esta prueba con garantías en tan solo 6 meses.

Los entrenamientos los comenzamos con: carrera 3 días por semana, bicicleta 1 día por semana y natación 2 días por semana.  Planificado todo meticulosamente en base a lo aprendido en el COE estos dos últimos años. Por lo tanto está siendo un test sobre las nuevas tendencias de entrenamiento y como ver  en primera persona las sesiones cambiando esas antiguas pautas de millones de horas y kms  en entrenamientos interminables. En los siguientes meses hasta navidad, las sesiones han tomado un carácter mucho más “serio” volviéndose bastante duras. Noviembre ha sido un mes bastante intenso, con 4 sesiones de carrera semanales, 2 de bicicleta y 2 de natación. En Diciembre la intensidad disminuyó pero las sesiones se hicieron algo más largas, haciendo ya un entrenamiento parecido al que voy a seguir hasta la competición: 3 días de natación, 3 días de carrera y 3 días de ciclismo.

Ahora estoy inmerso en pleno mes de enero en el cual tengo una semana de parón para regenerar, recuperar y asimilar todo lo que llevo hasta ahora, con la certeza de que todo va a ir bien. De nuevo toca un gran periodo de intensidad y “calidad” en los entrenamientos que iré relatandoos con mucho más detenimiento.